Existe la necesidad de mantener un cierto nivel de estándares con respecto a la fabricación y el empaquetado de muchos productos que se utilizan en el hogar o para el negocio. La norma ISO 22715 estandariza el envasado de cosméticos a escala mundial.

La Organización Internacional de Normalización (ISO) formada en 1947, es una organización no gubernamental con sede en Ginebra que crea continuamente nuevos estándares y actualiza los más antiguos según sea necesario. Esta organización tiene 162 miembros y representa el interés de las normas internacionales en 196 países, cubriendo aproximadamente el 97 por ciento de la población mundial. Desde mayo de 2016, actualmente existen más de 21,500 normas ISO.
Las normas ISO se utilizan para ayudar a formar políticas públicas y objetivos comerciales que benefician al público. La organización desarrolla nuevos estándares según lo solicitado cuando los sectores y sus partes interesadas determinan que existe una necesidad. ISO supervisa los comités técnicos compuestos por otras ONG, representantes de agencias gubernamentales, organizaciones de consumidores, laboratorios de pruebas y académicos. La ISO mantiene los derechos de autor de los estándares desarrollados por estos comités técnicos. La organización también mantiene un interés en la protección de la propiedad intelectual.

¿Qué es la norma ISO 22715?

Is the standard ISO 22715 on cosmetic packaging legally binding?ISO 22715 proporciona especificaciones para el empaquetado y etiquetado de todos los productos cosméticos que se venden o distribuyen sin costo alguno; es decir, muestras gratis. Lo que se considera un producto cosmético está regulado por las normativas nacionales. En algunos casos, las regulaciones nacionales sobre productos cosméticos pueden ser más estrictas que las establecidas en la norma ISO 22715.
Según la norma ISO 22715, los envases para cosméticos deben diseñarse de acuerdo con las especificaciones proporcionadas por el fabricante para que el producto no sufra daños durante el almacenamiento, el transporte y la manipulación. El embalaje también debe proteger el producto contra el deterioro y otras condiciones que podrían causar un efecto adverso en él.
Las especificaciones para el etiquetado de envases cosméticos también se proporcionan con la norma ISO 22715. Estas especificaciones incluyen:

  • Qué información debe aparecer en el paquete, como:
    • Nombre y dirección del fabricante del producto
    • Lista de ingredientes en orden descendente según su porcentaje, si más del uno por ciento están presentes en el producto y van seguidos de la lista de los colorantes utilizados en el producto.
    • Una explicación de cuál es la función del producto.
    • Instrucciones para almacenar el producto, cuando corresponda.
    • Instrucciones para usar el producto, cuando corresponda.
    • Declaraciones de precaución o advertencia, cuando corresponda.
    • Peso en el momento del envasado.
  • Cómo debe aparecer la información en el envase.
  • Requisitos para el embalaje primario y el embalaje secundario, si corresponde
  • Fecha de fabricación o número de lote que puede utilizarse para identificar el producto

Relevancia legal de la norma ISO 22715

Download Ebook 1Si bien ISO 22715 no es legalmente vinculante, es el denominador común de la mayoría de las regulaciones nacionales que se aplican al envasado y etiquetado de productos cosméticos. Los reguladores nacionales se refieren a las normas ISO como directrices para las mejores prácticas para los diversos sectores para los que se aplican. A menudo, para cumplir con una regulación local, una persona, empresa o fabricante debe cumplir con las normas ISO aplicables.
Como ISO mantiene los derechos de autor de sus estándares, la organización puede distribuir mejor sus estándares y actualizarlos según sea necesario. La organización actualiza sus estándares cada cinco o siete años para mantenerse al día con las nuevas tecnologías.
Para el sector cosmético, existen 26 normas publicadas, incluida la norma ISO 22715, que están supervisadas por el comité técnico de productos cosméticos de ISO, que se creó en 1998. El comité incluye organismos de normalización de los principales mercados, incluidos los principales países de la ASEAN, los Estados Unidos, representados por ANSI y la mayoría de los países europeos. Actualmente hay 39 países que participan en la estandarización de productos cosméticos y 27 países obseervadores con el comité.

La desviación entre las regulaciones locales y la ISO

Hay dos razones principales por las que las regulaciones locales y la norma ISO se desvían:

  1. Los institutos nacionales de normalización necesitan encontrar un denominador común. Esto no es necesariamente malo, ya que crea un terreno común para comenzar. La legislación local puede exceder los requisitos que se especifican dentro de la norma ISO. Es muy raro que la legislación local contradiga la norma ISO.
  2. Los organismos nacionales de normalización representados en el comité de ISO y los organismos reguladores en los países correspondientes no son los mismos. Por ejemplo, en los Estados Unidos, la Food & Drug Administration  (FDA) regula el envasado de cosméticos. Sin embargo, los estándares que se utilizan provienen delAmerican National Standardization Institute (ANSI). La FDA es un miembro de ANSI que paga las cuotas. El nivel de cooperación entre organizaciones juega un papel importante en la coherencia de las normas y regulaciones. Al desarrollar estándares, se sugiere basar la concepción en la ISO coincidente. Las regulaciones locales pueden exceder los requisitos, pero es el mejor punto de partida para el cumplimiento internacional de las regulaciones.

New Call-to-action

 Aviso:
Las publicaciones en esta sección del blog no representan necesariamente las posiciones, estrategias u opiniones de Desjardin..

References and Further Reading

Topics: Cosmético